Estrenos

¿Y QUÉ TENDRÁ QUE VER EL AMOR?

Género equivocado

De un tiempo a esta parte el cine británico parece haber encontrado una veta que ha explotado con cierta asiduidad, a veces con resultados notables, otras con menos fortuna: la comedia romántica. Como tal, este género cinematográfico (o subgénero, si se quiere) tiene casi la misma antigüedad que el propio cine, y su preponderancia sobre otro tipo de películas ha variado según las circunstancias históricas, sociales o, simplemente, por el puro capricho del público. Sin embargo, desde los años noventa, concretamente desde Cuatro bodas y un funeral (Mike Newell, 1994) este tipo de películas tienen un nuevo brío, y se han ganado el favor incondicional de buena parte del público: Notting Hill (Roger Michell, 1999), El diario de Bridget Jones (Sharon Maguire, 2001), Love actually (Richard Curtis, 2003), Una cuestión de tiempo (Richard Curtis, 2013)son eslabones de una larga cadena. Su estructura queda definida por una serie de aspectos comunes: una dirección al servicio de un guion y de una producción que marcan el paso de la película, una estudiada pareja de estrellas protagonistas, la protección de alguna major para asegurar la buena marcha del producto, o una banda sonora con algún tema pegadizo y con cierto aire nostálgico entre otras constantes.  Las señas de identidad a estas alturas son más que reconocibles para un espectador común.

Este es el caso de ¿Y qué tendrá que ver el amor? (Shekhar Kapur, 2022), que trae, además, el aderezo de un cierto conflicto racial. De Kapur se podía esperar un resultado un tanto más arriesgado dado el precedente de la hiperestilizada, y un tanto aséptica, Elizabeth (1998) y su continuación Elizabeth: la edad de oro (2007), pero tiene más que ver con su mediocre participación en la episódica New York, I love you (2009).

La trama aporta la pretendida novedad de la frontalidad racial: la avispada y desencantada Zoe rueda un documental sobre la boda concertada de su amigo de la infancia, de origen pakistaní, Kaz, intentando descubrir qué secreto puede guardar esta ancestral costumbre para que pueda mantenerse en pleno siglo XXI defendida por un joven amamantado en las ubres del imperialismo neoliberal. Un plano contrapicado de la madre de la protagonista (una Emma Thompson muy poco dirigida) durante la celebración de la boda, viendo a la novia desmelenándose cubata en mano, revela que la película ha errado de pleno en su planteamiento de género. No estamos viendo una comedia romántica, lo que deberíamos estar viendo es un drama que nos habla de un choque cultural y racial que poco tiene que ver con el romanticismo y menos con la comedia. Si acaso, está más emparentada con el cine de Ken Loach, concretamente con la estupenda Sólo un beso (2004), que con la previsibilidad de un guion cuyo final sabemos antes incluso de que hayan terminado los títulos de crédito iniciales.

Porque, aparte del exotismo que aporta la película en la exposición de las costumbres pakistaníes y su detallada información sobre los pasos a seguir para formalizar un matrimonio concertado, lo que subyace en el guion de Jemima Khan es la supervivencia de tradiciones ancestrales que parecen estar fuera de juego en una sociedad globalizada como la nuestra, pero que para una buena parte de la población tienen su razón de ser. Y la película propone una apuesta que ni la guionista ni el director quieren afrontar, y se dejan arrastrar ambos por las convenciones de un género que, con este ejemplo, nada nuevo aporta. La propuesta que se esconde detrás (evidentemente mucho menos comercial) se adivina mucho más interesante.

Y qué tendrá que ver el amor. Revista Mutaciones

El probado oficio de su director podría haber ofrecido algo más arriesgado, incluso dentro de los parámetros del género y de la disciplina de una industria. Pero lo convencional y la comodidad le han ganado el terreno a la película que podría haber tenido otro más que interesante argumento. Otra vez será.

 

¿Y qué tendrá que ver el amor? (What´s love got to do with it?. Reino Unido, 2022)

Dirección: Shekhar Kapur / Guion: Jemima Khan / Producción: Nicky Kentish Barnes, Jemima Khan, Tim Bevan, Eric Fellner / Fotografía: Remi Adefarasin / Montaje: Guy Bensley, Nick Moore / Música: Nitin Sawhney / Intérpretes: Lily James, Shazad Latif, Emma Thompson, Shabana Azmi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.