THE MAURITANIAN (2021)

Superficial corrección política

The Mauritanian crítica

The Mauritanian (Kevin Macdonald, 2021) presenta, en forma de cine de denuncia social, la historia  de Mohamedou Ould Slahi (Rahim para los amigos), un recluso que lleva más de una década encarcelado en Guantánamo sin cargos por parte del gobierno de los Estados Unidos. La historia realiza un recorrido temporal narrando la trama desde el punto de vista del recluso, de su abogada y del fiscal militar que intenta culpabilizar al sospechoso, intentando trasladar la postura de cada personaje. Pero no consigue lo que se propone ya que presenta un film plano, sin altibajos emocionales, cuya única intención es la de pretender ser políticamente correcto.

La película quiere transmitir al espectador sentimientos como la empatía o la justicia sin profundizar en aquellas preguntas sin respuestas que el paso del tiempo ha dejado atrás. La imagen que se vende del personaje de Mohamedou (joven, atractivo y carismático) ya aboga a que el espectador empatice con él. ¡Hasta los propios militares que lo torturan durante meses tienen un trato afable e incluso cariñoso hacia éste! El resto de personajes centrales – Jodie Foster como abogada de Mohamedou, Shailene Woodley como su asociada y Benedict Cumberbatch como fiscal militar – son expuestos como meros estereotipos donde hallamos al grupo de patriotas desilusionados y justicieros junto al extranjero enamorado de la cultura y principios estadounidenses.

The Mauritanian crítica

La obra quiere trasladar una historia que relata las vivencias de un sospechoso del atentado del 11 de septiembre basándose únicamente en las peripecias visuales y técnicas del film, sin una riqueza narrativa y emocional que consiga que el espectador llegue a comprender el por qué cada una de las partes implicadas actúa de determinada manera. No queda claro quién es protagonista y quién secundario. Se quiere intentar profundizar en la personalidad y emociones de los personajes, dando a entender tanto la dureza y determinación de Foster como la humanidad y cercanía del recluso. La empatía y acercamiento se diluye cuando el exceso de personajes principales supera el tiempo de profundización en aquellas figuras clave. En primera instancia, la historia trata sobre Mohamedou, pero gran parte del film se centra en la labor de su abogada y la del fiscal, por lo que su historia de fondo termina siendo vaga y secundaria.

Uno de los fallidos intentos de conexión emocional con el recluso es la escena de tortura en prisión. La duración y explicitud de la escena mientras Mohamedou reside en Guantánamo resulta un tanto innecesaria al ser tan prolongada y no dejar nada a la imaginación del espectador. En cambio, la relación que éste establece con otro recluso de origen francés a través de las rejas, o la escena donde vemos a un Mohamedou privado de su libertad frente a una iguana libre y protegida si son matices que aportan una sensibilidad y fuerza visual que el resto de la cinta no tiene.

A favor cabe destacar el juego de flashbacks y la desestructuración de la historia al saltar por diferentes etapas temporales entre los años 2002 y 2005, ya que logran mantener la intriga y añaden un plus de dinamismo y entretenimiento a la película. Además, también es acertado el juego de relaciones de aspecto en determinados planos. Las escenas de interrogatorio, al ser grabadas en un formato 4:3, consiguen transmitir la sensación de agobio y claustrofobia que experimenta Mohamedou.

En resumen, The Mauritanian se queda en los aspectos más superficiales de la historia narrada, dubitativa tanto en el centro de su relato como en la jerarquización de su elenco protagonista, demostrando que un elenco actoral de primera no sirve para sustentar un largometraje.


The Mauritanian (Gran Bretaña, 2021)

Dirección: Kevin Mcdonald / Guion: Michael Bronner, Rory Haines , Sohrab Noshirvani / Producción: Benedict Cumberbatch, Lloyd Levin, Michael Bronner,  / Fotografía: Alwin H. Küchler / Montaje: Justine Wright / Música: Tom Hodge / Diseño de producción: Michael Carlin / Reparto: Tahar Rahim, Jodie Foster, Benedict Cumberbatch, Shailene Woodley, Clayton Boyd, Denis Ménochet, Daniel Janks, Corey Johnson, Adam Neill, Darron Meyer

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.